EL ACTUAL ABANDONO DE LOS PRINCIPIOS JUDEO CRISTIANOS